Global flag icon
Global
Albania flag icon
Albania
Brazil flag icon
Brazil
Chile flag icon
Chile
Finland flag icon
Finland
France flag icon
France
Germany flag icon
Germany
India flag icon
India
Ireland flag icon
Ireland
Italy flag icon
Italy
Netherlands flag icon
Netherlands
Norway flag icon
Norway
Peru flag icon
Peru
Poland flag icon
Poland
Spain flag icon
Spain
Sweden flag icon
Sweden
Türkiye flag icon
Türkiye
United Kingdom flag icon
United Kingdom
United States flag icon
United States

Reforestación Participativa avanza con fuerza en Huellelhue en manos de comunidad indígena

► Más de dos mil árboles de especies nativas se han plantado en los cerca de 17 meses que lleva en marcha este plan de reforestación a cargo de la comunidad Catrihuala. ► La iniciativa se enmarca en un innovador modelo de trabajo entre Statkraft Chile y los integrantes de la comunidad, que promueve la generación de valor compartido y pone en práctica el valioso conocimiento ancestral de sus integrantes en torno al cuidado del medio ambiente y de los bosques del país.

Newsletter 8 - Reforestación Participativa.png

Con empuje están creciendo más de dos mil árboles de especies nativas en los fértiles terrenos de la comunidad indígena Catrihuala de la localidad de Huellelhue, en la provincia de Osorno. La plantación fue realizada por los integrantes de la misma comunidad y es parte de un programa de Reforestación Participativa desarrollado en conjunto con Statkraft Chile, y que permitirá responder a los compromisos definidos en la licencia ambiental del proyecto de energía renovable Los Lagos.

La iniciativa partió en mayo de 2020 y busca aprovechar el conocimiento y las técnicas ancestrales de la comunidad en el proceso de reforestación de especies nativas, tanto en la preparación del terreno, plantación, seguimiento y mantención.

María Teresa González, gerenta general de Statkraft Chile, visitó los terrenos donde se está implementando la primera fase de esta iniciativa junto con parte de la comunidad, instancia en la que también asistió el jefe provincial de Conaf Osorno, Richard Hueitra.

En ese marco, la ejecutiva de la compañía de energías limpias destacó la importancia que tiene para el cuidado del medio ambiente y la cultura este tipo de alianzas. “Este trabajo conjunto con la comunidad Catrihuala refleja el espíritu de nuestra compañía y la forma cómo debemos avanzar para construir una relación sostenible y que permite, además, con acciones concretas proteger el planeta de cara al futuro y las nuevas generaciones. Es también la construcción de un camino que fortalece el diálogo y las confianzas, tan necesarios y fundamentales para todos quienes son vecinos y vecinas de un mismo territorio”, indicó María Teresa González.

Por su parte, Ana María Colihuachún, participante del proyecto y propietaria del predio donde se realiza el programa indicó que “siempre hemos estado muy vinculados a nuestros ancestros, a nuestras tierras, y estamos trabajando por recuperar de una u otra manera la historia de la comunidad, la historia de la familia. El trabajo con esta empresa (Statkraft Chile) creo que fue una gran experiencia para nosotros como comunidad y como personas. Hoy están los arbolitos muy lindos, ya tienen cerca de 20 ó 30 centímetros de altura, han crecido, están preciosos. Hoy se ve el resultado del trabajo que venimos desarrollando hace más de un año”.

El plan de reforestación participativa contribuye con los objetivos de desarrollo sostenible, ya que aporta de forma concreta a la recuperación de zonas que carecen de cobertura arbórea, potenciando la biodiversidad y frenando la degradación de las tierras. Además, el trabajo de reforestación rescata y evidencia la experiencia ancestral de la comunidad, poniendo en práctica el conocimiento que atesoran sus integrantes y prolongándola en el tiempo.

Actualmente, el plan alcanzó el 50% de avance y en los próximos meses se iniciará la segunda etapa de plantación de árboles, lo que considera la plantación de más de dos mil nuevas especies. Para llevar adelante esta fase, la comunidad debe proveer los terrenos para la plantación, preparar los suelos, las especies e insumos necesarios, así como la ejecución del plan. En tanto, la compañía presta apoyo permanente durante toda la ejecución del convenio y para ello cuenta con un coordinador del programa.

Los participantes del programa reconocen que ha sido un positivo desafío asumir esta tarea, ya que al conocimiento que tienen las personas de la comunidad tanto de la tierra como el cuidado de los árboles y la tierra, han debido aprender y aplicar conceptos técnicos y procesos permanente que son parte de un plan de reforestación.

La plantación considera especies nativas como Roble, Coigüe, Luma, Ulmo y Notro, en cerca de tres hectáreas en las dos etapas del programa. Cabe destacar que la vigencia de este convenio se extenderá hasta que el Plan de Reforestación cuente con la aprobación de CONAF.

Otras noticias de nuestro newsletter Nro 8